¿Dios pudo haber creado el Coronavirus?

¿Has oído hablar de la Teoría del Diseño Inteligente?

Es una teoría científica que mantiene que el resultado del conjunto de estudios sobre la célula —estudios de la vida a nivel molecular— y el estudio de la cosmología aportan suficientes datos a favor de que

tanto la vida

como el universo

fueron planeados y estructurados con ingeniería, diseño y ajuste fino.

El universo y la vida, por lo tanto, según esta teoría,

no pueden ser el resultado de un proceso no-direccionado como la selección natural de la Teoría de la Evolución,

sino el resultado de la acción de un

Diseñador Inteligente.

Bajo esta óptica, hay una pregunta muy lógica para hacerse.

¡Casi un grito!

Hoy,

que todo el mundo está inmerso en esta crisis causada por este virus llamado:

Covid-19

¿Tiene algún sentido hablar de un diseño inteligente ante un virus como el coronavirus, que está causando esta pandemia, este desastre mundial?

¿Un diseñador inteligente podría haber creado una especie que pondría en peligro la propia vida que, supuestamente, él habría creado?

La respuesta es simple.

Por lo menos para muchos de los científicos defensores de la Teoría del Diseño Inteligente de todo el mundo.

Veamos la respuesta que da el profesor Marcos Eberlin, Presidente de la Sociedade Brasileira do Design Inteligente:

Marcos Eberlin, Graduado y maestro en Química, Doctor en Ciencias (UNICAMP) y postdoctorado en Espectrometría de Masas (Purdue, USA). Ampliar.
O Coronavírus à Luz do Design Inteligente
2857 visualizaciones•22 mar. 2020

Sí, por supuesto.

Hay señales claras y evidentes de diseño inteligente en los virus.

Basta ver cómo funcionan estos virus y cómo actúan.

Los virus son fragmentos de material genético. ARN y ADN empaquetados y protegidos por proteínas. Están protegidos por una cubierta proteica.

En el coronavirus, en particular, esta capa proteína, además, está pegada por grasa.

Los virus son verdaderas naves espaciales invasoras de células. Sí, ¡un virus es realmente una arma invasora de células!

Al igual que el virus T4, por ejemplo, que funciona como una nave espacial. Aterriza en la superficie celular.

Aterriza en la membrana de la célula. Tiene una especie de jeringa, con la cual inyecta su ADN.

¡Fantástico!

¡Es una máquina!

Una nave espacial.

Los virus, por lo tanto, tienen signos claros y evidentes de diseño inteligente. Tienen propósito, tienen intención.

Veamos, por ejemplo, como consiguen entrar en una célula.

Cada célula posee un candado, una contraseña.

Y cuando un virus quiere entrar en una célula…

Para introducirse en una célula, tiene que tener la clave correcta, es decir, una proteína correcta.

El virus tiene la proteína adecuada, de modo que la célula lo reconoce como a un amigo.

Pero no lo es. En realidad es un enemigo disfrazado.

Un secuestrador.

Un invasor.

El virus no tiene maquinaria celular pero, cuando se introduce en la célula, utiliza a su favor la maquinaria celular de la propia célula para reproducirse y generar descendencia.

Un virus, por lo tanto, tiene una intención, un propósito, una ingeniería.

Sofisticación.

Signos claros de Diseño Inteligente.

La Ciencia no deja dudas de que los virus son fruto de un Diseño Inteligente.

Las estrategias de Diseño Inteligente que utilizamos para detectar el diseño nos muestran, claramente, que esta conclusión es sólida.

Las ciencias proporcionan los datos.

Sí.

Pero tenemos que hacer la pregunta filosófica y teológica:

¿Un Diseñador haría eso?

¿Cual sería Su intención?

Todos pensamos que un virus es una cosa malvada que causa daño.

Veamos un artículo publicado en “Nature Reviews Microbiology”, una de las revistas científicas más prestigiosas del mundo.

Este artículo tiene un pequeño resumen que no deja dudas sobre la posible intención original del Diseñador en la creación de los virus.

Los virus, tal vez, origialmente fuesen organismos buenos.

¡Todos!

El título de la revisión es éste:

“The good viruses: viral mutualistic symbioses.”

Los buenos virus: simbiosis virales mutualistas.

Aclaramos estas palabrejas…

Simbiosis es la asociación provechosa entre varios organismos (animales o vegetales).

Mutualista significa lo mismo: prestaciones mutuas.

Uno ayuda al otro.

Por lo tanto existe una interacción beneficiosa de cooperación mutua entre los virus y los organismos en los que actúan.

Veamos la reseña del artículo:

“Aunque los virus a menudo se estudian como patógenos, muchos son beneficiosos para quien los recibe, ya que proporcionan funciones esenciales en algunos casos y condicionalmente beneficiosas en otros”.

Por lo tanto, tal vez sea nuestro poco conocimiento sobre los virus es lo que nos hace imaginar que son todos malvados y que no tendrían sentido pensar que son obra de un Diseñador Inteligente bueno.

Continuando la reseña:
“Se han descubierto virus beneficiosos en muchos hospedadores diferentes, incluídas bacterias, insectos, plantas, hongos y animales.
“Cómo evolucionan estas interacciones beneficiosas sigue siendo un misterio en muchos casos, pero […] los mecanismos de estas interacciones están empezando a ser entendimos con más detalle.”

Reseña del artículo “The good viruses: viral mutualistic symbioses” publicado en el “Nature Reviews Microbiology”. 4 de enero de 2011. Marilyn J. Roossinck

Como supuestamente evolucionaron estos virus es realmente un gran misterio, desde un punto de vista evolucionista.

Por otro lado: desde el punto de vista del Diseño Inteligente:

¿Por qué razón un Designer habría creado los virus?

Esto todavía es un misterio para la Ciencia.

En parte.

Si nos fijamos bien en el artículo de revisión mencionado:

“…los mecanismos de estas interacciones están empezando a ser entendimos con más detalle.

Hay virus que, por ejemplo, protegen a su hospedador de invasores.

Hay virus que posiblemente pueden reparar el ADN de su hospedador.

Cuanto más estudiamos, más aprendemos y más verificamos la posibilidad de que los virus, originalmente, fueran todos beneficiosos.

Pero, ¿y los virus malignos cómo el coronavirus?

Son el producto de:

¡Mutaciones!

Mutaciones de alguna proteína protectora que causaron una alteración que permitió que esa proteína abriera el bloqueo de la célula humana.

Es decir: los hombres interactuamos con esos animales…

Se trata de errores humanos y… contraímos ese virus.

Por lo tanto, las mutaciones que son siempre dañinas (como veremos en otro video) causaron alteraciones en un virus -tal vez del bien- y que ahora hace sufrir tanto a la humanidad.

Entonces, la respuesta es clara:

Sí.

Los virus son un producto de diseño inteligente.

Tal vez los originales beneficiosos para todo tipo de vida.

¿Y ahora? ¿Qué podemos esperar?

Ese mismo Diseñador Inteligente, que empoderó a los seres humanos con una mente inteligente.

Que ese Ser que nos dio como seres humanos la capacidad de, también, investigar, diseñar y proyectar con propósito e intención para el bien,

Muy pronto,

a través de químicos, biólogos y bioquímicos, podamos, rápidamente, descubrir la cura.

Vamos a esperar que esta cualidad de diseñadores e ingenieros inteligentes que tenemos nosotros como seres humanos,

Muy pronto,

podamos resolver este problema.

Continuará…

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.